jueves, 26 de abril de 2007

Escucho "Come Away With Me" de Norah Jones y una de las frases de la canción se queda grabada en mi cabeza y la repito constantemente: "Come away with me and I´ll never stop loving you". La letra me envuelve, me atrapa, se asemeja al sabor de un buen vino. Con el primer sorbo sientes el olor, la textura, y con el segunto te concentras más en el sabor y te dejas atrapar, embriagar.
"Bébeme"- decía el frasco- y Alicia bebió.


Come away with me in the night
Come away with me
And I will write you a song
Come away with me on a bus
Come away where they can’t tempt us
With their lies I want to walk with you
On a cloudy day
In fields where the yellow grass grows knee-high
So won’t you try to come
Come away with me and we’ll kiss
On a mountaintop
Come away with me
And I’ll never stop loving you
And I want to wake up with the rain
Falling on a tin roof
While I’m safe there in your arms
So all I ask is for you
To come away with me in the night
Come away with me

6 comentarios:

Ludovico dijo...

Un post perfecto para este día :)

Gerardo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
choPAn dijo...

linda canción.. jeje.. un abrazo..

Roman Nekulturniy dijo...

qué más, peque!!! sabes jugar al cadáver exquisito? acolita con tus ideas en mi blog :) Gracias!!!

Roman Nekulturniy dijo...

"Y echará Yahvéh sobre ella las cuerdas de la confusión y la plomada de la desolación; y hablarán en ella los sátiros... también allí Lilith descansará y hallará su lugar de reposo."

Isaías, XXXIV, 11-14

Lilit dijo...

Gracias por el dato bíblico Alejo, siempre son bienvenidas las acotaciones.